Trilogía de las Puntas de la Luna

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

Las Puntas de la Luna…

Han pasado más de dos años desde que abrimos la primera vía en estas puntas. En aquella ocasión, Alberto “El groenlandés” y el que escribe, trazamos el “Espolón de la Estrella Solitaria”, una vía con un gran segundo largo que nos puso la puntilla, ya que el día anterior, desgastamos más de la cuenta en una jornada larga de búsqueda y escalada en Los Tresillos, donde abrimos una vía de calidad excelente, “Nanortalik” y otra buena, “La rosa de los vientos”, cuyo segundo largo está aún por liberar.

Tras unas semanas cargadas de deberes de todo tipo, de esas en las que la vida parece que te va mordiendo, aproveché los días del reciente puente de diciembre para que me diera un poco el aire, escuchar la última chorrada contada por Aleja o encontrarme con la agradable compañía de Ángel, ese hombre de montaña al que cada día apreciamos más.

El caso es que tras zamparnos una bandeja de porras, bañadas en café, en mi caso en colacao, en la churrería del mercado de la plaza de Arenas, nos desplazamos hasta El Arenal y posteriormente tomamos rumbo hacia los Riscos de la Cabrilla.

En lo relativo a la escalada, abrimos dos vías, o mejor dicho, Aleja abrió dos vías, porque los largos duros de fisura se los merendó él, y es que desde la primera vez que vimos esas fisuras, sabíamos que eran aptas para el libre y estos regalos que de vez en cuando nos concede la sierra, nos gusta reservarlos para Aleja, ya que tanto a Ángel como a mi, estos largos nos vienen grandes para el libre y nos hubiera tocado abrirlos en artificial.

La primera de las vías la llamamos, “Cuarto Creciente”, ruta con una primera tirada común con el “Espolón de la Estrella Solitaria” y cuyo segundo largo es una fisura “de libro”, estética, perfecta y dura. Pero… cuando la has pasado y crees que ya todo está hecho, la vía guarda una sorpresa final en forma de chimenea, donde estamos convencidos de que poseas el grado que poseas, no te quedará más remedio que batirte en un duelo sin piedad en el que emplearás la espalda, acabarás con dolor en las rodillas, con un trozo de piel menos en los codos, te acordarás de la madre que… y con la sensación de haber boxeado contra Mike Tyson.

Si calentaste en el “Espolón de la Estrella Solitaria” y saliste victorioso de “Cuarto Creciente”, unos metros más arriba te espera “El Artista”, cuarenta y cinco metros de trabajo, protegido malamente con microfriends y donde un diedro extraplomado que se asegura con dos microempotradores de un tamaño como la mitad de la uña del dedo meñique, te cerrará el paso. En ese momento preguntarás al de abajo si el croquis marcaba por aquí, y se te escapará un taquillo cuando oigas, siiiiiiii, es por ahíiiiii….

Un servidor, sabiendo cómo escala Aleja, viendo el vuelo que se dio en el palmeo final, cuando el último micro ya queda bastante abajo, y recordando el sartenazo que me dí al tirarme sin control al escalón situado por debajo para pararlo, recomendaría antes de meterse, preguntar al Angelito de la Guarda si está de servicio… por si acaso.

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

Imagen: Primer largo, común con “Espolón de la Estrella Solitaria” y “Cuarto Creciente”

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

Ángel, cantero de profesión, saneando un agujerito para hacer un puente de roca y reforzar la reunión.

A continuación, tres tomas de la fisura “Cuarto Creciente”… Aleja en acción.

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

Desde el camino, el veterano escalador de Arenas, Ángel Luis Muñoz, tomo esta instantanea con Aleja en medio del L2:

?????????????????

Dos tomas de la vía “El Artista”

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

Siempre festejando los días de montaña, en esta ocasión, cena en Guisando con los veteranos de Arenas, Ángel Rituerto y Angel Luis Muñoz.

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

SITUACIÓN DE LAS PUNTAS:

El grupo rocoso, formado por tres puntas fisuradas, se encuentra en la parte más baja de los Riscos de la Cabrilla, desde el camino que va al Puerto de la Cabrilla, su posición es inconfundible.

puntas de la luna

CROQUIS DE LAS VÍAS:

Para calentar motores… “Espolón de la Estrella Solitaria”.

ESPOLÓN DE LA ESTRELLA SOLITARIA

Para apretar de lo lindo e ir cogiendo revoluciones… “Cuarto Creciente”.

CUARTO CRECIENTE

Y para iniciarse en las artes del vuelo sin motor… “El Artista”.

EL ARTISTA

Anuncios

4 pensamientos en “Trilogía de las Puntas de la Luna

    • Hola Josele. Las vías como puedes ver no son demasiado grandes pero son bonitas… y duras.
      Lo mejor de estos días es lo bien que lo pasamos juntos.
      Espero que en breve podamos vernos y escalar algo.
      Un abrazo

  1. Muchas veces hay que recordar que aunque no sea la mejor ruta lo importante es estar rodeado de la gente que uno quiere.
    A mi me han gustado las fotos y sobre todo me gusta que la gente comparta material con los demás.

    Un saludo

    • Hola “Yo y la nieve”.
      Muchas gracias por tu comentario.
      Efectivamente lo más importante de lo que nos sucede cada fin de semana es estar rodeado de personas con las que compartes algo más que una afición.
      Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s